La Dieta Blanda: Mejora tu Digestión Con Estos Alimentos

La Dieta Blanda: Mejora tu Digestión Con Estos Alimentos
5 (100%) 1 voto

dieta blanda polloEste plan alimenticio consiste en ingerir alimentos fáciles de digerir, para que nuestro sistema digestivo descanse de los constantes maltratos que le provocamos, como son: las comidas picantes, el alcohol, el café, los cítricos, los alimentos de textura áspera, comida difícil de masticar y la eliminación casi total de las fibras como: las espinacas, la avena, los frutos secos entre otros. El fin es que el estómago, garganta, boca, faringe y esófago pueda reponerse durante los días que te haya indicado el especialista realizar esta dieta, y tú con esto facilitar el tránsito de los alimentos por el intestino.

Es fundamental mencionar, que aunque tenga se le pueda llamar dieta, esta no sirve para bajar de peso, ya que su propósito es tratar a personas con problemas médicos como: extracción de piezas dentales, extracción de amígdalas, cirugías en las cuerdas vocales, gastritis, diarrea, vómitos, úlceras, enfermedades ocasionadas por el reflujo gastroesofágico, entre otros.

Es importante que tu doctor te especifique lo que puedes comer y lo que no, por si existe algún otro problema de salud, como alergia a algunos alimentos. En todo caso aquí te daremos una lista detallada de las restricciones y aprobaciones que existen en esta dieta.

Alimentos permitidos en la dieta blanda

  • Lácteos: leche entera, semidesnatada o desnatada, yogurt completamente natural sin edulcorantes, frutos en almíbar o azucares. Productos sin lactosa, sin sacarina, de soja y queso blanco tipo paisa.
  • Proteínas de origen animal: Estas deben ser de fácil digestión como el pollo o el pavo y si son carnes rojas que sean lomito tierno, los pescados tienen que ser blancos como la merluza y huevos.
  • Las verduras y las frutas: Todas las frutas se pueden ingerir, lo importante es que su nivel de fibra sea muy bajo, las únicas frutas no permitidas son las ciruelas y las pasas o uvas deshidratadas y por parte de las verduras estás se recomiendan comerlas cocidas en puré, ya que no está permitido consumirlos crudos como lo podrían ser: la zanahoria rallada o pepino picado.
  • Bebidas: Agua, Infusiones y jugos naturales sin azúcar.
  • Pan y cereales: Pan blando, sin conchas tostadas o duras, para así digerirse sin mayor problema.
  • Sopas: Las cremas de verduras y los caldos de pollo o pescado, estos serán nuestros mayores aliados durante esta dieta.
  • Postres: Si desea merendar algo, el yogurt sin azúcar y los flanes para diabéticos son su mejor opción.

Alimentos prohibidos en la dieta blanda

  • Fibras: Cebadas, la gama de todos los granos, el avena, el maíz, las almendras, avellanas, nueces y chocolate amargo negro.
  • Azúcar y edulcorantes
  • Panes integrales
  • Bebidas gaseosas
  • Bebidas alcohólicas

En este tipo de dieta son muy frecuente los asados, las verduras hervidas, al vapor y guisadas. Se debe evitar hacer uso del aceite.

A continuación les proporcionaremos un menú de una semana en el que deberás realizar 5 comidas diarias, esto con el fin de acelerar el metabolismo. Es importante no repetir una misma comida en los 3 platos principales en el mismo día, siguiendo estos lineamientos eres totalmente el libre de variar su alimentación como más te guste.

Está permitida totalmente la creatividad en la elaboración de los platos, siempre y cuando se respete la forma de comer con: Guisados, hervidos, asados y horneados bajos en aceite, sin fibra, sin alcohol, sin azucares y edulcorantes.

Menú de la dieta blanda

crema de verduras

Lunes

  • Desayuno: Dos rebanas de pan con queso tipo paisa o jamón de pavo o de pollo.
  • Merienda: Un yogurt natural sin azúcar o edulcorantes o una fruta madura.
  • Almuerzo: Crema de verduras con pescado tipo merluza desmenuzado con cebolla y tomate picado.
  • Merienda: Una compota de fresa o una manzana.
  • Cena: Puré de patatas y pechuga de pollo a la plancha.

Martes

  • Desayuno: Una infusión de té verde con canela, una pequeña ensalada de frutas con plátano, manzana, lechosa y melón.
  • Merienda: Una tostada de pan con fiambre de jamón de pavo o pollo.
  • Almuerzo: Arroz hervido y una tortilla de huevo con cebollas, tomates y pimentón picado.
  • Merienda: Manzana al horno o un plátano maduro. Una infusión de cualquier té de su preferencia.
  • Cena: Caldo de pollo con patatas, zanahorias y fideos acompañado de un vaso de leche.

Miércoles

  • Desayuno: Crema de pollo con verduras.
  • Merienda: Infusión de té.
  • Almuerzo: Pollo guisado con verduras acompañado de un jugo natural de cualquier fruta sin azúcar ni edulcorante.
  • Merienda: Flan para diabéticos.
  • Cena: Una tostada de pan y una crema de pescado blanco con verduras.

Jueves

  • Desayuno: Dos tostadas de pan con jamón de pavo.
  • Merienda: Yogurt natural sin azucares ni edulcorantes.
  • Almuerzo: Arroz hervido con pollo guisado.
  • Merienda: Una fruta de la temporada.
  • Cena: Un huevo duro y 2 tostadas de pan.

Viernes

  • Desayuno: Un pescado blanco desmenuzado con puré de patatas.
  • Merienda: Una manzana.
  • Almuerzo: Caldo de pescado con verduras y fideos.
  • Merienda: Una merengada de frutas sin azúcar ni edulcorantes.
  • Cena: Arroz con filete de pescado blanco.

Sábado

  • Desayuno: Una tortilla de huevo elaborada con patatas sancochadas y trocitos de jamón de pavo.
  • Merienda: Jugo de fruta natural sin azúcar ni edulcorantes.
  • Almuerzo: Pollo al horno con patatas.
  • Merienda: Yogurt natural sin azúcar ni edulcorantes.
  • Cena: Caldo de pollo con patatas y fideos.

Domingo

  • Desayuno: Dos tostadas de pan con una pechuga de pollo asada.
  • Merienda: Caldo de pescado. Un plátano.
  • Almuerzo: Puré de verduras con 2 huevos duros.
  • Merienda: Infusión de té de hierbas con un flan para diabéticos de cualquier sabor.
  • Cena: Dos tostadas de pan con crema de verduras.

 

tortilla francesa

Este plan alimenticio tiene muchos beneficios ya que puedes ingerir las diversas proteínas proporcionadas por los animales, además de alimentarte con arroz y verduras que te dan una sensación de saciedad, lo cual es agradable ya que al tener algún problema de salud en el sistema digestivo usualmente pensamos que no moriremos de hambre hasta que no sanemos y por suerte con esta dieta este efecto no existe, por lo cual esto es perfecto y la manera de cocinarlos es ideal para la rápida sanación del estómago.

Adicionalmente aquí tienes un tip para ayudarte a superar los síntomas causados por un problema gastrointestinal, por el cual te veas en la necesidad de mantener una dieta blanda:

Té para sanar los dolores estomacales

Con las conchas del ajo y las de la mandarinas bien lavadas, se ponen en una olla a cocinar para que estas suelten su sabor, ya una vez que el agua haya hervido se deje reposar y cuando este tibio, se cuela esta agua y se toma para curar la inflación o los dolores en el estómago.

Deja un comentario 0 comentarios

Deja un comentario:







Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar